Inicio

Ventajas y desventajas de Zettelkasten como sistema de gestión del conocimiento

Zettelkasten como sistema de gestión del conocimiento

Ventajas y desventajas de Zettelkasten

Zettelkasten es un sistema de gestión del conocimiento que propone una estrategia para organizar y conectar ideas y aprendizajes teniendo como unidad básica las notas atómicas. Zettelkasten es un sistema orientado a la descentralización del proceso de pensamiento, a través del volcado de este sobre una red que contiene ideas previas. En Zettelkasten las notas se organizan por temas o por contexto pero sin jerarquías predefinidas y de modo que cada nota contiene una única idea.

Como este post no es acerca de las características de Zettelkasten ni de las distintas maneras de implementar uno, escribiré sobre lo que promete el título: las ventajas y desventajas de usarlo como sistema de gestión del conocimiento personal. Hago una aclaración: es requisito indispensable saber qué es Zettelkasten antes de comenzar a leer este post.

Ventajas de Zettelkasten

No sé si es que estoy demasiado enamorado de la idea de Zettelkasten o qué, pero me resultó mucho más fácil encontrar un montón de ventajas que desventajas. Es altamente probable que mi visión esté sesgada por ese amor, pero les prometo que intenté ser tan honesto como me resultó posible.

Es ágil, adaptable y escalable

Comparado con otros sistemas, Zettelkasten tiene muchas ventajas en términos de agilidad y adaptabilidad. Además, es escalable por diseño, porque considera unidades básicas (las notas atómicas) que son muy manipulables por su reducida extensión y amplitud estrecha del tema que abordan.

Mejora tu memoria

Nuestro cerebro es para tener ideas, no para almacenarlas. Menos aún es un dispositivo para almacenar conocimiento en bruto, sino para descubrir relaciones entre lo que se sabe y las ideas que se van integrando día a día. Zettelkasten mejora tu memoria porque te permite externalizar el proceso de memoria, liberando a tu cerebro de la pesada carga de recordar todo.

Además, hay que tener en cuenta que cada vez que intentamos recuperar información desde nuestra memoria reinventamos, reestructuramos y reescribimos los recuerdos. En consecuencia, la información que almacenamos en nuestro cerebro va perdiendo fiabilidad con el paso del tiempo. Aunque la información ha sido alterada una y otra vez, nuestro cerebro hace parecer como si todas las piezas del puzle encajasen, incluso si no es así.

Su estructura es análoga a la de nuestro cerebro

Al igual que Zettelkasten, el cerebro tampoco almacena la información en carpetas ni de manera lineal, sino estableciendo relaciones entre cada unidad de información y pasando de una idea a otra todo el tiempo. La manera en que interactuamos con el Zettelkasten (recordando ideas antiguas y conectándolas con otras nuevas) es equivalente a la manera en que aprendemos, lo que resulta más natural.

Te ayuda a practicar la repetición espaciada

La repetición espaciada es una de esas pocas estrategias de aprendizaje cuya eficacia está probada científicamente. Cada vez que te enfrentas a la necesidad de ubicar una nueva nota permanente dentro de tu Zettelkasten, estás obligado a revisitar, repasar y reconsiderar las notas que has escrito antes, practicando de paso la repetición espaciada.

Es tu propio buscador de Google

Cuando necesitas buscar un concepto o alguna idea sobre un tema puedes usar Google o tu propio Zettelkasten. La ventaja de consultar tu Zettelkasten en vez de Google es que si una nota consiguió instalarse allí es porque pasó antes por un proceso de acomodación, adaptación y descontextualización, de modo que su contenido fue escrito pensando en que pudieses entenderlo en el futuro (porque lo escribiste con tus propias palabras y de la manera en que tú lo entendiste).

Te ayuda a enfocarte al leer

Usar Zettelkasten para tomar notas y generar ideas convierte la lectura en una misión: no lees por leer, sino como parte de una búsqueda de ideas (del inglés quest of ideas), las cuales debes extraer e insertar en tu Zettelkasten. Cuando usas Zettelkasten reduces la fricción respecto de qué hacer con una idea que surgió en medio de la lectura de un libro o un artículo: simplemente creas una nota fugaz y la revisas dentro de 24 a 48 horas.

Te ayuda a conservar tus ideas

Las notas, ya sean como un apunte en una servilleta o en una libreta, son el lugar donde las ideas nacen y, lamentablemente, también donde la mayoría mueren. Es necesario contar con un sistema donde almacenar las notas de manera que no sean reabsorbidas por el éter del Universo. Zettelkasten resuelve este problema con beneficios añadidos.

Fomenta tu creatividad

Hay que dejar de ver el proceso creativo como uno de tipo top-down, en que se parte descomponiendo una idea abstracta en sus componentes esenciales (es decir, dividiendo un tema en subtemas, investigándolos y elaborando un escrito) y verlo bajo el enfoque bottom-up. En este, primero se acumulan muchas notas sobre un tema, se establecen relaciones entre ellas y al final se puede dilucidar la manera apropiada para transformarlas en un escrito.

La tarea principal en el proceso de escritura creativa es, entonces, el de tomar notas. Durante el camino irán surgiendo nuevas preguntas y nuevos subtemas que investigar. Es decir, no es necesario empezar con el tema delineado. El outline se puede derivar del propio proceso investigativo.

A modo de ejemplo, el outline de el post que estás leyendo surgió a partir de mis propias notas acerca de Zettelkasten. Por paradójico que suene, usé mi Zettelkasten para aprender sobre Zettelkasten y, finalmente, escribir sobre Zettelkasten.

Desventajas de Zettelkasten

Por ahora solo se me ocurren dos grandes desventajas de usar Zettelkasten como sistema de gestión del conocimiento.

Divide los textos continuos en partes

Los textos originalmente continuos (como el contenido de una página de un libro) deben ser divididos en múltiples notas. Si las notas no han sido elaboradas teniendo en cuenta el principio de autonomía (en que cada nota es una unidad autocontenida) se puede perder con facilidad la comprensión del contexto desde donde emergió. Por tanto, no se debe escatimar tiempo en el proceso de elaboración de una nota permanente autocontenida y suficiente.

Ineficiente en el corto plazo

Cuando partes de cero, construir un sistema suficiente en términos de contenido puede llevarte un buen tiempo. Un sistema como Zettelkasten requiere de varios años tomando notas para alcanzar su masa crítica. Hasta entonces es solo un contenedor de información. Sin embargo, aunque no lo creas, más temprano que tarde comenzarás a descubrir patrones de ideas que te permitan delinear tus primeros borradores. Este post fue escrito usando mi propio Zettelkasten que alberga al día de hoy poco más de 850 notas sobre varios de los temas que me interesan.

Para ampliar la masa crítica del Zettelkasten es necesario leer con lápiz y papel en mano. Las ideas que van surgiendo deben desarrollarse en el papel, para ir construyendo así un acervo cada vez mayor de pensamientos externalizados. Y como vimos antes, es fundamental que esas ideas que surgen en el papel no mueran allí.

Reflexión al cierre

Eso es todo cuanto tengo que decir por ahora en términos de ventajas y desventajas de Zettelkasten como sistema de gestión del conocimiento. Como preguntas para la reflexión propongo: ¿Usas algún sistema para gestionar tus aprendizajes y el conocimiento que has acumulado a lo largo de tu vida? ¿Prefieres tomar notas usando un sustrato digital o uno analógico? ¿Cuán a menudo olvidas las ideas que tienes en medio del día o de la noche?

Comentarios